Sillas auto

Venta online y segunda mano en la categoría de Sillas auto

  • 25 de Abr, 2019
  • |Carmina Meneses - PUERICULTURA Market

En este segmento, la venta online, el préstamo y la segunda mano no tienen tanta relevancia como en otras categorías del sector de la puericultura.

Aunque la venta online, el préstamo y la segunda mano no tienen un peso tan relevante en la categoría de sillas auto, son ´hábitos de consumo que están creciendo en los últimos años y, según destacan los profesionales consultados, estas tendencias tienen sus peligros asociados.

Venta online: sin asesoramiento personalizado
Internet es una gran fuente de información y los consumidores están habituados a consultar foros y blogs, ver vídeos de productos, comparar precios, etc. Es un hábito que está bien, pero tiene el peligro de que no todas las informaciones son correctas o pueden ser interesadas. Por esto, los profesionales destacan el papel fundamental del asesoramiento especializado. Además, si está consulta se traslada a una posterior compra en un portal ecommerce, aun atañe más peligro porque no siempre se tiene la garantía de que se está comprando la silla auto correcta o si se está instalando de la manera adecuada. Así, los detallistas especializados destacan que una de las prácticas más utilizadas por los consumidores que buscan precio, ante todo, es visitar la tienda, obtener toda la información necesaria (ver y probar el producto) para luego hacer la compra en internet al precio más económico.

No todas las informaciones que se encuentran en foros y blogs son correctas o pueden ser interesadas

Para Matías Massó, gerente de MATÍAS MASSÓ, “aunque el e-commerce aún tiene un peso reducido en el segmento de sillas auto en comparación con otras categorías, sí que es cierto que las ventas online se han incrementado en los últimos años, donde los padres buscan un precio más económico. No obstante, en este canal se pierde algo fundamental: el asesoramiento personalizado tanto en la elección como en la instalación de la silla auto, lo que puede llevar al uso de un dispositivo que no está correctamente colocado o que no es el adecuado para el niño”. Por su parte, Mónica Gómez, directora comercial del Grupo de Tiendas Maxibebé, detalla que “la venta online tiene consecuencias negativas para el sector y sobre todo para los puntos de venta físicos, puesto que el personal se forma y se profesionaliza para poder asesorar correctamente en algo tan importante como es la seguridad en el auto y la venta online con precios desleales perjudica muchísimo. Las marcas deberían hacer una política estricta sobre este asunto”.

Segunda mano y préstamo: peligro en seguridad
Respecto a la segunda mano y el préstamo, el mayor peligro que presenta es que no se tiene constancia del historial de esa silla auto (si ha tenido algún accidente, degradación, falta de alguna pieza o instrucciones, etc.), lo que repercute en la seguridad del niño. Para Marcel Vila, responsable comercial y brand manager de BE COOL, detalla que “esta es la categoría del sector que presta más atención a la adquisición de un nuevo producto y la compra de artículos de segunda mano es más minoritaria. Es necesario seguir concienciando al consumidor que un SRI es tan sensible como un casco de motorista, en caso de sufrir un accidente es necesario renovarlo ya que su estructura podría haber sufrido daños en el choque”. Y, Ana I. Rodríguez, gerente de la Cucafera Baby Puericultura (Tarragona), añade que “se puede considerar normal que entre familias y/o amigos haya algún préstamo de sillas auto, lo que no es aconsejable es la compra de estos artículos de segunda mano, por el peligro que puede conllevar”.

Si quieres compartir...