Niños y niñas

Cómo han cambiado los niños en los últimos 20 años

  • 01 de Jul, 2019
  • |Oriol Cortés - PUERICULTURA Market

En los últimos 20 años el entorno, los gustos, las preferencias y los hábitos de los más pequeños han ido cambiando, con una influencia cada vez más grande de las tecnologías.

A nivel biológico parece obvio que los niños de hoy en día no son muy diferentes de los niños de hace 20 años, pero tomando los juguetes como referencia de indicadores sociales, la verdad es que el mundo ha cambiado mucho en los últimos 20 años. Steve Reece, CEO de Kids Brand Insight, ha llegado a esta misma conclusión después de pasarse 20 años entrevistando y encuestando a niños y niñas para conocer sus gustos y sus hábitos de juego. El principal cambio es que los niños de hace 20 años ahora ya son padres, pero la verdad es que todo el entorno que envuelve a los más pequeños ha cambiado muchísimo en las dos últimas décadas. De la mano, precisamente, de Steve Reece, repasamos cuáles han sido los principales cambios que han afectado a los niños y niñas:

La revolución de Internet
Los niños de finales de los ’90 no eran tan activos en Internet, una herramienta que hoy en día se da por hecha. Los niños de hoy en día tienen acceso inmediato a la información, lo que los ha convertido en más impacientes y menos predispuestos a tomarse un tiempo para concentrarse. Todo lo que hacen y utilizan tiene que ser rápido y ágil.

Adicción a las pantallas
Aunque los niños de hace 20 años ya jugaban delante de las pantallas, las evoluciones tecnológicas en este sentido (portables, económicas, cantidad de opciones…) han provocado que los niños de hoy en día estén mucho más enganchados a las pantallas. La generación actual de niños y niñas es adicta a las pantallas y siempre es su elección preferida por delante de juguetes u otras actividades.

Redes sociales
La penetración de las redes sociales es hoy en día más importante que nunca, siendo los niños uno de los targets que más contenidos consumen a través de las nuevas plataformas. Un claro ejemplo son los vídeos de ‘unboxing’. En este sentido, los niños prefieren contenidos informales y caseros, lo que supone un reto para los sectores que trabajan con publicidad basada en el vídeo.

Cambian las percepciones de género
Los estereotipos de género están desapareciendo, y mientras antes los niños tenían que ser duros y las niñas más blandas, ahora las líneas que separan los géneros se están diluyendo, no tanto por la naturaleza innata de los pequeños, sino por el rol de la sociedad en general.

A pesar de estos cambios obvios, la verdad es que los niños siguen siendo niños, y aunque vivan en otro entorno totalmente diferente al de hace 20 años (más digital, más conectado, con más pantallas…), siguen teniendo las mismas necesidades fundamentales: desarrollar su propio sentido del mundo y ellos mismos, desarrollar sus habilidades físicas y psicológicas y disfrutar de las relaciones con otros. Teniendo esto en cuenta, Steve Reece señala que los juguetes, también en las edades más tempranas, pueden ayudar a que realmente los niños puedan seguir siendo niños.

Si quieres compartir...